viernes, 12 de febrero de 2010

Feliz, Sofrito y Macarrones

Estoy muy féliz, en parte por supuesto porque es viernes ¡¡¡ VIVAN LOS VIERNES ¡¡¡ y en parte porque me he reencontrado con el blog y con la cocina, parece que por fin he salido de la apatía.

Ayer tras publicar una breve entrada aquí mismito fue como si retomara algo olvidado, como cuando hace un tiempo que no haces algo que te gusta y crees que no importa, que da igual, pero de repente lo haces nuevamente y te sientes feliz, pues eso me ha pasado.

Hice para cenar macarrones con espinacas, pero debió ser la motivación o el sofrito que quedaron estupendos.

Mi madre era de sofrito pimiento-cebolla todo lo que cocinaba solía empezar así, hasta la paella (... en fin). Los profesionales usan para cada plato el sofrito que le corresponde, claro. Y yo voy por rachas, soy de poco pimiento, y casi todo lo empiezo con un ajo laminado o picado sobre el aceite en frío.

Cuando compro puerro y apio, tengo una racha de sofrito ajo-cebolla-apio-puerro, en parte porque no se me pasen en la nevera y en parte porque mencanta el sabor.

Asi que pongo la receta que cene ayer porque yo creo que fue por el sofrito que quedaron los macarrones ricos riquísimos

Macarrones con Espinacas

Ingredientes:

- 200 gr. de espinacas congeladas (medio bloque)
- Media bolsa de macarrones integrales del mercadona (los gordos rallados)
- Un ajo
- Media cebolla de una cebolla mediana
- Un trozo como de cinco dedos de una rama de apio
- La parte blanca del puerro, más o menos lo mismo que de cebolla.
- Cucharada de pasas
- Cucharada de piñones
- Brick pequeño de nata

Elaboración:

Lo primero descongelo en una cazuelita de pyrex las espinacas en el micro.

Luego pongo el agua para cocer la pasta y al lado la sarten para hacer las espinacas.

Pongo el ajo laminado con el aceite, cuando empieza a saltar echo el puerro en rodajitas, el apio y la cebolla picada, voy haciendo el sofrito y cuando ablanda echo las pasas y lo piñones, doy unas vueltas e incorporo las espinacas.

Sofrio las espinacas, echo sal y pimienta, echo la nata y justo seguido un cucharón del agua donde ya están cociendose los macarrones. Lo remuevo para que se integre todo y lo dejo que siga haciendose despacio.

Escurro los macarrones, no los lavo que se enfrían demasiado, y los echo sobre las espinacas que ya han absorvido el agua y tienen una cremita de nata rebajada, doy unas vueltas que todo se junte bien y a comer espolvoreado con parmesano rallado.

Riquísimo

Por cierto, que gracioso esto de tener un blog, al poner en las etiquetas "sofrito" ha salido como que ya había publicado algo, me he ido a leerlo y he recordado el sofrito moderno, jeje, que bueno