domingo, 8 de enero de 2012

Tortilla de Patatas Light

Con Patatas al Microondas




La tortilla de patatas es todo un mundo, y hay mil formas de hacerla y que quede buenísima, la de mi madre es la clásica: gordita, con las patatas fritas en aceite de oliva y cuajada en sartén. Yo tengo una versión especial que empece hacer por el tema de los fritos, y la verdad es que con el tiempo cada vez me queda mejor, he ido incluyendo algunos truquillos y al final nadie diría que las patatas no están fritas.


Aunque muchas veces la tortilla de patatas es cuestión de huevos, la proporción que yo utilizo son dos patatas pequeñas o una grandota para tres huevos y media cebolla, añado media cucharadita de levadura Royal en el batido de los huevos, antes separaba las claras de las yemas, y cuando tenía las claras batidas casi a punto de nieve incorporaba las yemas, asi quedaba muy esponjosa, pero para ahorrar tiempo, ahora bato los huevos con media cucharadita de levadura Royal.




Respecto a las patatas, primero las pelo y quito todos los ojos, si las patatas son "de verdad" con el tiempo les salen como raicillas chiquititas, a esto yo le llamo ojos y quito tanto lo de fuera como el circulito que queda bajo la piel. Las patatas malas no le salen ojos, se pudren por dentro y es bastante horrible, huelen que apestan, a mi me paso una vez con unas que compre de supermercado, parecía que estaban bien y al ir a pelarlas estaban pochas por dentro y apestaban, merece la pena comprar patatas en Mercado tradicional o al menos que sepas que son de huerta, lo cachondo es que son más baratas.




Las patatas sin piel y limpias, las corto a laminas muy finas, ¡ como para tortilla !, una vez cortadas en laminas finitas, las vuelvo a cortar en brunoisse, como si fuera una cebolla, de forma que me queden laminas finas en cuadraditos muy pequeños, esto lo mezclo con la cebolla en brunoisse y añado un poquito de aceite de oliva en crudo y sal. Es importante contar con una fuente de pyrex con tapa que quepa bien en el microondas, sino podemos cubrir un bol con film y pincharlo para hacer agujeritos y que salga el vapor, es algo más engorroso pero da el mismo resultado.




Removemos bien las patatas, con la cebolla, el aceite y la sal, y lo metemos al microondas, de primeras cuatro minutos. Mientras vamos a cascar los huevos  y batir con la media cucharadita de levadura. Cuando pasan los cuatro minutos, sacamos las patatas del microondas, abrimos la tapa con cuidado porque quema y suelta vapor, removemos bien y volvemos a meter al micro tres minutos, ahora depende del tipo de patata tardarán más o menos en hacerse, lo mejor es ir poco a poco, sacamos removemos, miramos y si vemos que aún están algo crudas, volvemos a meter al microondas uno o dos minutos más, más o menos tardán en hacerse diez/doce minutos, pero quedan mucho mejor sacándolas y removiéndolas que si las metemos directamente doce minutos al microondas que se formará una pasta de patata.



Cuando ya tenemos las patatas, lo mezclamos bien con los huevos batidos. En una sarten, utilizo la pequeña para que me quede una tortilla tamaño plato mediano, echamos un fondo de aceite, yo utilizo el espray y echo aceite todo el fondo y las paredes. Calentamos la sarten y cuando está caliente pero no humea echamos la mezcla de patatas, cebolla y huevo, que habremos rectificado de sal previamente, y una vez en la sartén hacemos movimientos circulares para que asiente la tortilla.


La primera vuelta es la más delicada, y aunque luego con la siguiente vuelta recupera su forma, a mi se me levanta por los bordes lo que no me gusta nada, pero no tego mano para darle la vuelta, asi que la remeto con el tenedor los bordecillos que me quedan levantados.



Vuelta y vuelta y ya tenemos la tortilla, me ha quedado un pequeño pliege, porque era para foto, sino hubiera quedado totalmente redondita, ahora la dejo en el plato con un papel de cocina debajo y otro tapándola, hasta que está fría completamente, momento en que la paso al tupper, es una tortilla para llevar, of course, que me voy a ver Grullas a Extremadura.

La Tortilla de Calabacín echa al modo clásico también está publicada aquí, Tortilla de Calabacín.