jueves, 23 de septiembre de 2010

Galaxia Cocina


He estado pensando un poco sobre todo esto de las visitas, los comentarios, las estadísticas, no he llegado a una conclusión muy definida pero creo que si tengo algunas cosas claras. Cuando estoy ociosa, que no siempre coincide con las vacaciones, me divierte visitar otros blogs de cocina y comentar, pero no me gusta la obligación.

Vale, igual quién no lo vive no lo entiende, pero trataré de explicarlo, cuando visito otros blogs, muchas veces al azar, suelo dejar comentarios, y hay quien se siente como en deuda, me pasa a mi también y lo entiendo, si alguien me deja un comentario me parece descortes no hacer lo mismo, visitar su blog y dejar igualmente mi "tarjeta de visita". Esto va formando una bola en la que a veces te enredas, ya te sientes mal por no visitar el blog de no se quién que te comenta mucho o por dejar muchos comentarios en el blog de alguien que siempre te ignora.

Una opción es pasar y hacer lo que te plazca en cada momento, una gran opción, pero si a mi me gusta recibir comentarios y halagos supongo que a los demás también les gusta. Si yo sonrío cuando entro en gmail y tengo un mensaje que llega desde el blog, con un comentario agradable, porque no voy a dedicar un ratillo a que otros también tengan su sonrisa.

He quitado los enlaces del lateral y he decidido dejar solo el de galaxia cocina, allí estamos todos o casi todos y si alguien no está le invito a inscribirse, ni me pagan ni lo patrocino, pero me ha parecido una buena idea: si tengo un ratillo de ocio voy a galaxia cocina y leo blogs de gastronomía.

Con el reader todavía no sé que hacer, aunque eso del botón "Marcar todos como leídos" es un gran peligro.

Por cierto, ¿no es lo mismo el reader que hacerse seguidor? la diferencia es que uno es privado y el otro público, verdad?.

En fin, que hoy me he levantado con el día reflexivo, mañana ya cambiaré de idea, para que luego digan que tener un blog no entretiene.