martes, 29 de diciembre de 2009

Un año más, el 2010.

Todavía me acuerdo cuando era pequeña y pensaba que edad tendría en el 2000. También me imaginaba como sería cuando fuera una señora de 35. El 2000 paso hace una decada y ya soy una señora de 35.

Y aunque voy a empezar el año con una gastroenteritis maravillosa, que yo creía que era simple empacho, pero que va, me ha dado fiebre y todo, creo que el 2010 va a ser un año estupendo.

Iba hacer un lista pública de buenos propositos, pero mejor lo dejo, que luego los proyectos motivan pero agobian.

Desear para el 2010 lo mejor, salud y amor.

lunes, 21 de diciembre de 2009

Tapa templada de Anchoas Serrats



Y una segunda tapita con las conservas Serrats, en esta ocasión he utilizado las anchoas. Me ha llamado la atención que la lata es algo mayor que las habituales de anchoas, venían unas anchoas gorditas y sin pelos, de muy buena calidad.

Ingredientes:
Una lata de Anchoas Serrats
Pan de Centeno
Queso Rulo de Cabra
Un bote de Esparragos verdes de tamaño medio (los cortos)
Un poquito de tomillo y un pelín de pimienta



La idea de la tapa es muy sencillita, utilizo tres sabores fuertes y la mezcla me gusta. Lo primero es cortar cada rebanada de pan en tres, en forma alargada, según el número de anchoas necesitaremos más o menos pan, es este caso use tres rebanadas.



Sobre cada rebanada pongo una tira de queso de cabra y uno o dos espárragos, espolvoreo con tomillo y un pelín de pimienta, y lo meto al horno hasta que el queso coje temperatura pero lo saco antes de que funda.





Una vez fuera del horno coloco la anchoa encima. No me gusta meter la anchoa al horno. Los coloco todos en un plato, para que quede bonita la foto me como los que sobran, este es el fallo cuando tengo invitados, que me voy comiendo las cosas que sobran para que la presentación quede chula y cuando llego a la mesa no tengo hambre





Buenísimas las anchoas, la verdad.

Y con esta entrada me despido hasta el 2010, que paseis unas buenas fiestas y os salgan bien las comidas si os toca cocinar. Yo espero recibir el año nuevo con una lista de buenos propósitos.

FELIZ NAVIDAD Y PROSPERO AÑO NUEVO

jueves, 17 de diciembre de 2009

Tapa Templada de Atún Serrats


La verdad es que me ha sorprendido gratamente el atún de conservas Serrats. En la degustación que me enviaron había tres latitas de atún, con una de ellas he preparado esta tapa que ha quedado francamente buena, solo hay que mirar el aspecto que presenta el atún simplemente escurrido de su aceite:



Ingredientes
6 Vol au Vent
Unos pimientos del piquillo en tiras
Una lata de atún de Conservas Serrats
Un ajo
Un huevo
El zumo de medio limón
Unos 200gr. de aceite de oliva virgen extra de primera presión en frío
Sal



Vamos hacer una alionesa espesa para napar los vol-au-vent y hornearlos. Le llamo alionesa porque no es alioli pero se da un aire, espachurro el ajo con el prensa ajos, casco el huevo, echo el zumo de medio limón, la sal, no mucho aceite y bato fuerte hasta que coje, queda fuerte de sabor como el alioli.



Las tiras de pimiento de piquillo se pueden poner sin más, pero si las damos una vuelta por la sarten quedan mejor y cogen un poquito de temperatura. Sobre el pimiento colocamos unas lascasde atún.



Y cubrimos con la alionesa.



Ahora lo metemos al horno hasta que se dora un pelín por encima, queda riquísimo.



Por cierto, y aunque no viene al caso, caros y malillos los volovanes que tienen este año en el mercadona, eso si, están tan churros que si dices que son caseros dan el pego.

Feliz jueves ¡¡¡

viernes, 11 de diciembre de 2009

Pappardelle con Almejas congeladas



Que cosa más rica en versión económica. Las almejas congeladas las compro en Mercadona, las suelo tener para guisos pero el otro día las preparé con unos pappardelle que había comprado en Lidl en la feria italiana, y quedo muy rico.

Ingredientes
250gr. Pappardelle
Un paquete de almejas congeladas (300gr. pone "para tres raciones")
3 o 4 dientes de Ajo
2 Cayenas
Un chorrito de vino blanco
El zumo de medio limón
Perejil seco (porque no tenía fresco)
Aceite de Oliva, sal y pimienta

Lo primero es descongelar las almejas, las dejo en un bol con agua y una pizca de sal gorda, tardan poco en descongelar, en las instrucciones pone descongelar al microondas, pero me gusta más la versión “un par de horas en agua con sal”. La primera vez me sorprendió que al echarlas en agua se abrieran un poquito como si estuvieran vivas, pero supongo que es imposible que esten vivas.



En una olla grande pongo a hervir agua para cocer los pappardelle, por un lado cuezo la pasta, y por otro hago las almejas y luego lo junto todo.

Para las almejas, en un fondo de aceite pongo los ajos a laminitas con las dos cayenas, cuando empieza a saltar echo un poquito de perejil (un poquito más porque es seco), doy unas vueltas e incorporo las almejas, rehogo un momento y echo un chorrito de vino blanco.



Dejamos que evapore el alcohol y echamos el zumo de medio limón, en este momento apago la Vitro y dejo las almejas tapadas.

Escurro la pasta y paso las almejas a la cazuela donde he cocido la pasta, la pasta la echo a la sartén donde hice las almejas para que coja el sabor, y seguido lo mezclo todo en la cazuela grande, ya solo queda servir. Muy sencillo y realmente riquísimo.



La verdad es que me va bastante bien con mi nueva política de ahorro cocineril, que ya se que mucha gente opina que no se debe ahorrar en alimentos, peeeeeero tiene su parte positiva, cuando llege Navidad con hacer pasta fresca o comprar pasta Barrilla y almejas frescas ya tengo una receta de fiesta, que no?

lunes, 7 de diciembre de 2009

Picantones de Navidad


Una receta muy sencilla, muy navideña y que puede realizarse con cualquier ave, en este caso he usado picantones, pero dodría ser un pollo de corral, una pularda o un pavo. La base es una farsa, de manzana, ciruelas y piñones, con la que rellenamos el ave, lleva especias: canela, clavo y jengibre, y se riega con una copita de jerez, en este caso Pedro Ximénez, lo que me está cundiendo la botellita de PX.

De guarnición lo ideal son unos ñoquis de patata, pero como hice la receta para probar los tiempos del horno, lo acompañe de unas sencillas patatas asadas al tiempo y regadas con el Jerez.

Por cada kilo de ave necesitamos:

Para la farsa,
Una manzana
Cuatro ciruelas
Una cucharada de Piñones

Para la majada,
Un ajo
Tres o cuatro clavos (puede usarse clavo en polvo, una cucharadita)
Un trocito de canela (o una cucharadita de canela en polvo)
Una cucharadita de jengibre en polvo

Regamos con,
Una copita de jerez, dos cucharadas de aceite y un pelín de agua

La receta esta copiada de la revista Lecturas, número 62 "Cocina Navidad"



Lo primero es encender el horno a 200º. Luego descorazonamos la manzana, la pelamos y la picamos bien con las ciruelas y los piñones para preparar la farsa. Lavamos y salpimentamos las aves por dentro y por fuera.



En una bandeja de horno preparamos las patatas peladas y cortadas a daditos, las patatas las salpimentamos, regamos con un pelín de aceite y acompañamos de una hoja de laurel. Sobre las patatas ponemos los picantones, rellenos con su farsa y atados con hilo de bramante. Pueden hacerse sin atar, pero aunque el relleno no se sale, quedan mejor atados.



En el mortero machacamos el ajo, añadimos los clavos, la canela y el jengibre y majamos bien, regamos con una copita de jerez, un poquito de aceite, y un pelín de agua, y con ello untamos las aves.



Ahora bajamos el horno a 180º y metemos los picantones. Los dejo primero 20 minutos, pasado este tiempo les doy la vuelta y los dejo una media hora (algo menos), y finalmente otra vez boca arriba hasta que se doren bien, otros 20 minutos más o menos. El horno siempre a 180º, y un total de una hora y media por kilo de ave (aproximdamente).

martes, 1 de diciembre de 2009

Calendario de Adviento

Hoy comienza el calendario de adviento, la cuenta atrás hasta el día de Navidad. Ayer encontre el blog Intercultura y Cocina donde al hilo de esta tradición han preparado un calendario virtual, me gusto la idea, apunte el enlace y he abierto la primera ventana.

El primer día de adviento ha sido una grata sorpresa, al abrir la ventana he llegado a la olla suiza donde he encontrado ¡¡¡ galletas ¡¡¡, muy ricas estrellas de canela.

Me ha hecho ilusión, me ha gustado la idea y por eso he abierto esta entrada, porque me da en la nariz que detrás de cada ventana voy a encontrar un buen blog de cocina.

jueves, 26 de noviembre de 2009

Nidos al Pesto pero Casero

Y es que no me gusta el pesto comprado, solo lo he probado una vez, además de marca supuestamente buena, y me pasa como con el tomate frito, no se parece en nada al casero. La mayonesa algunas marcas la tienen más conseguida, pero lo que es el pesto y el tomate frito, o casero o no me gusta.





Hablando de todo un poco, como ultimamente compro bastante en Lidl, resulta que su pasta seca no es mala, estos nidos son de su marca blanca y están muy bien, como los tallarines, los macarrones y el arroz que es lo que llevo probado. El defecto es que los paquetes son feos, por ejemplo los macarrones son bolsas de kilo, y quedan horrorosas cuando abres el armario. Para la leche, que también la compro LIDL, lo he solucionado trasvasándola a una botella de cristal como las clásicas de la casera, pero la pasta aún no la he "empaquetado" en versión bonito, pero la calidad me gusta.



La planta de albahaca también la he comprado en Lidl, si la riegas por debajo con un platito aguanta unos meses, como nosotros somos dos no me la carge entera para hacer el pesto, solo le corte unas hojitas. La receta es la del libro de la secta, "Un Nuevo Amanecer" con Therrormix, con las cantidades adaptadas para dos personas.

Salsa Pesto
100gr. Parmesano / Para dos 30gr.
50gr. Hojas de Albahaca / Para dos 15gr.
2 Dientes de ajo / Para dos 1 ajo pequeño, a mi me gusta mucho el ajo.
50gr. Piñones / Para dos 15gr.
250gr. Aceite / Para dos 75gr.
Sal y Pimienta
50 gr. de agua de cocer la pasta / Para dos un poco con el cucharón a ojo.

Trocee el queso y rallelo presionando el botón turbo 5 veces y luego programando 15 segundos a velocidad 5 - 7 - 9 progresivo.
A continuación añada los ajos, los piñones y la albahaca.
Vuelva a repetir la misma operación.
Cuando tenga todo bien triturado y homogeneo como si se tratase de una mayonesa, vierta poco poco el aceite a velocidad 5, añada el agua y mezcle.
Rectifique la sazón si fuera necesario.





Como yo hago las cantidades para dos, hay que tener un poco de maña con el thermomix para al triturar que quede una pasta, es muy sencillo, solo hay que moverlo con la paleta. Realmente es de esas recetas que merecen la pena, si se hace la cantidad completa aguanta en la nevera pero te cargas la planta enterita.

martes, 17 de noviembre de 2009

Conservas Serrats



Hace unos días me llego un mail de conservas Serrats proponiendome un trato: ellos me regalan un lote de degustación de sus productos y yo les escribo un par de recetas con ellos. La verdad es que el trato me pareció estupendo, y acepte encantada.

Ayer mismo me llego el lote y tengo la cabeza loca pensando recetas, la verdad es que las conservas buenas poca elaboración requieren pero un trato es un trato, asi que la tentación de abrir una botella de vino y lanzarme a la degustación, no no no.

Continuará ...

miércoles, 11 de noviembre de 2009

Cocido vegetariano en versión express



Este es el cocido que suelo hacer en invierno, no tiene nada que ver con el que hacía mi madre, ni con el clásico cocido madrileño. Basicamente es un guiso de garbanzos con verduras, lo comemos seco, sin el caldo, con una vinagreta acompañando los garbanzos en caliente.

Para las verduras suelo comprar una bandeja de estas que vienen verduras variadas, no es que me emocionen esas bandejas porque siempre traen demasiadas zanahorias, pero son prácticas. En esta ocasión cojí una bandeja del LIDL y me sorprendió que trae colinabo y otra raiz blanca alargada ¿?.

A las verduras de la bandeja le incorporo media cebolla, una patata, dos ajos y en esta ocasión, un trozo de calabaza.



Lo primero es poner la víspera los garbanzos a remojo, la legumbre seca aún no es excesivamente cara, por lo que suelo comprar los saquitos de tela que generalmente llevan garbanzos de mejor calidad que las marcas blancas. Si me acuerdo, en el remojo incluyo un trozo de alga kombu que luego desecho con el agua.

Las verduras las limpiamos y pelamos, dejándolas enteras. Escurrimos y aclaramos los garbanzos.



Una vez todas las verduras limpias, ponemos en la olla rápida los garbanzos y las verduras.



Cubrimos de agua, si queremos guardar caldo ponemos un pelín más, sino solo cubrir. Echamos un chorrín de aceite y las especias, importante el tema de las especias porque junto con la vinagreta final es lo que nos da el sabor. Generalmente pongo pimienta negra en bolas, comino en grano, un par de clavos de especia, una cayena y sal (dicen que los garbanzos la sal se echa una vez cocinados, lo hago de las dos formas, a veces echo la sal antes y otras después, más comodo antes y la diferencia inapreciable).

Cerramos la olla, encendemos el fuego, esperamos que salga la válvula y cuando vemos asomar la segunda rayita, bajamos el fuego al mínimo y contamos ocho minutos. Pasado el tiempo, vamos dejando escapar el vapor poco a poco y en unos cinco/diez minutos, podremos abrir la olla.

Yo pongo en una fuente las verduras con los garbanzos y sobre los garbanzos echo una vinagreta, nos lo comemos en caliente.

Y esto es lo que yo llamo cocido.

lunes, 2 de noviembre de 2009

Risotto de Calabaza con Setas Secas

Para la cena de todos los santos, así con los colores de moda, naranja y negro. La verdad es que la mezcla de calabaza y setas queda espectacular, en esta ocasión setas secas, ya que la última receta era con setas congeladas y no está el asunto para comprar frescas.

Los ingredientes para el risotto:

Un taza de arroz
Dos rodajas de calabaza
Un puñado de setas secas
Algo más de media cebolla
Dos cayenas
Algo menos de medio vaso de vino blanco
Unas ramitas de perejil
Dos nueces de mantequilla
Parmesano recién rallado
Aceite de oliva
Sal y pimienta

No pongo cantidades en gramos porque no lo he pesado, cuando haces una receta habitualmente ya le cojes el punto a las cantidades, osea que cocino a ojo, pero tengo un precioso libro de risottos por si me olvido.

Como caldo voy a usar el agua de remojo de las setas, lo primero que tenemos que hacer, al menos tres horas antes, es poner a remojar las setas en agua tibia (del grifo). Las dejo en un cazuelita de pyrex con tapa, porque me da a mi que al hidratarse tapadas el agua conserva mejor el sabor de las setas.



Colamos el agua de hidratar las setas en un cazo. Es mejor colar el líquido para evitar que quede algún resto de arenilla que a veces suelen tener las setas secas, el cazo lo vamos a mantener todo el tiempo al fuego con el caldo caliente.



Otras veces cuando hago Risotto de Calabaza vacio la calabaza para usarla en la presentación, pero esta calabaza no tenía una forma muy adecuada. Como vaciar una calabaza aquí.





Escogemos una cazuela de fondo grueso donde ponemos el aceite y una nuez de mantequilla. He probado hacer risotto solo con mantequilla, pero me resulta muy empalagoso, también he probado solo con aceite, pero le falta un puntito de sabor, por eso mezclo aceite con un poquito de mantequilla.



En este aceite amantequillado rehogo la cebolla con las dos cayenas (la cayena es opcional, pero muy recomendable, no queda picante y le quita un poco del dulzón de la calabaza). Mientras se hace la cebolla voy cortando la calabaza.





Con la calabaza cortada en cubos, la incorporo a la cebolla y doy unas vueltas. Y voy picando las setas.





Echo las setas con la calabaza y rehogo, pico el perejil y lo incorporo. Añado un chorrito de vino blanco y espero que evapore el alcohol.





Entonces añadimos el arroz. Me gusta que todo el arroz se rehoge, pasando por el fondo de la cazuela antes de empezar a añadir el caldo.





Cuando ya tengo todo rehogado y seco, añado el primer cacito y pongo en marcha el reloj. Cuento quince minutos, aunque el caldo lo voy añadiendo poco a poco según lo pide el arroz, tengo el reloj para saber como va de tiempo y que no se me pase, tiene que quedar al dente.



El caldo no es más que el agua de remojo de las setas al que he añadido un poquito de sal y pimienta. También salpimento el risotto, como a media cocción. Como la calabaza es blandita, no hay que rehogarla en exceso para que no desaparezca al cocer el arroz, esta bien que se deshaga pero aún tenemos que encontrar algún pequeño tono naranja al servirlo.



Cuando vemos que el arroz está, que viene a ser a los quince minutos del reloj. Apagamos el fuego. Incorporamos una pequeña nuez de mantequilla y removemos.



Echamos el parmesano que teníamos rallado.



Lo mezclamos todo bien,



Y nuestro risotto listo para comer. Estas cazuelas se desmontan las asas, asi que nos lo comimos directamente de la cazuela, riquísimo.



A todo esto, o no hago fotos o me paso, en fin ...

¡¡¡ FELIZ MARTES ¡¡¡¡